Cayó en Neuquén un olavarriense acusado de intento de homicidio y robo en Olavarría

Se trata de un robo ocurrido en 2011 en un ciber de la ciudad.


 

En las últimas horas fue detenido un olavarriense que se encontraba prófugo desde el año 2011 luego de participar de un violento robo a un ciber de la ciudad e intentar matar al dueño del comercio.

 

El hecho estaba siendo investigado en la actualidad por la Fiscal María Paula Serrano quien fue la que solicitó la detención a la Justicia de Garantías.

 

El sujeto detenido está acusado de “Homicidio agravado criminis causa en grado de tentativa en concurso ideal con robo calificado por el uso de arma en concurso real con portación de arma de fuego de uso civil”

 

Según se explicó la detención fue posible a raíz amplias averiguaciones practicadas por personal de la SubDDI Olavarria. Estas tareas incluyeron análisis informáticos y telefónicos, tareas de campo e inteligencia y recepción de testimonios de sumo interés investigativo así como diligencias judiciales cumplimentadas.

 

Se supo que el prófugo vivía en General Roca (Rio Negro) y trabajaba en la ciudad de Neuquen. 

 

Del operativo de detención fueron parte efectivos policiales del Departamento Delitos Contra la Propiedad y Leyes Especiales (Unidad Captura) de la Superintendencia de Investigaciones de Neuquén. Estos efectivos fueron quienes montaron consignas encubiertas hasta llegar a la detención.

 

El detenido es Matías Nicolás Contreras de 26 años.

 

Tras la detención Contreras fue traslado a la Unidad Regional de Investigaciones de la ciudad de Neuquén.

 

El Hecho

El hecho por el cual fue detenido Matías Nicolás Contreras sucedió en la noche del 15 de marzo de 2011 en un ciber de Olavarría ubicado en Avenida Sarmiento al 2232.

La crónica de aquellos días da cuenta que dos sujetos ingresaron al comercio propiedad de Aníbal Schlottke tras amenazarlo con un arma de fuego comienzan a exigirle que entregue el dinero y uno de los delincuentes dispara contra Schlottke. El disparo, se reconstruye, se habría producido ante la negativa por parte del dueño del comercio de entrega el dinero y activar una alarma.

Sin embargo, antes de la huida, los delincuentes se alzaron teléfonos celulares.

La bala del delincuente impactó en la frente de la víctima provocandole una importante herida.

Comentarios
Cargando...