CPC50 Evolución de Loma Negra: calidad y resistencia superior

24129 (1)
A nivel mundial, el hormigón es el segundo material más consumido por el ser humano después del agua, y es por este motivo que la industria del cemento ocupa un papel primordial en el debate sobre el cambio climático, ya que genera en el orden del 5% del CO2 antropogénico (el producido por el ser humano), uno de los gases que contribuyen con el efecto invernadero. Adicionalmente, el consumo de cemento en el planeta se encuentra en aumento en los últimos años.
En LOMA NEGRA, conscientes de esta problemática, impulsamos proyectos que permitan desarrollar mejoras en nuestros procesos, productos y servicios, participando activamente de múltiples iniciativas a nivel internacional, con el objetivo primordial de reducir la emisión de CO2.
Para mantenerse a la vanguardia de la industria generando nuevas soluciones que superen las expectativas de nuestros clientes, LOMA NEGRA ofrece un Cemento Portland Compuesto 50 a Granel con marca EVOLUCIÓN: un producto específico para el segmento de Hormigoneras e Industrias que es despachado desde su planta LomaSer, en Vicente Casares, provincia de Buenos Aires.
Por su calidad y resistencia de 50 MPa es un cemento Premium, superior dentro del mercado actual, y que posee una medida menor de huella de carbono en relación a sus características de resistencia. Adicionalmente, su mayor rendimiento permite la reducción del contenido del material cementicio en hormigones, aumentando su eficiencia por metro cúbico.
Descripción normativa del producto:
De acuerdo con las definiciones y requerimientos de la norma IRAM 50 000:2010, bajo sistema Nº5 de ISO, EVOLUCIÓN corresponde a la categoría 50, es decir, un mortero normalizado (relación cemento: arena normal de 1:3 en masa y a/c = 0,50) hecho con este producto, curado en condiciones normales y sometido al ensayo de compresión, obtiene resistencias superiores a 20 MPa (204 kg/cm2) a la edad de 2 días y superiores a 50 MPa (510 kg/cm2) a los 28 días.
Características técnicas distintivas:
• Mayor productividad, calidad y eficiencia.
• Mejor rendimiento en hormigones de similares características.
• Mayor resistencia en relación al impacto ambiental.
• Mejor trabajabilidad en estado fresco.
• Menor contracción por secado.
Ámbito de aplicación del producto:
• Hormigones convencionales
• Alta resistencia,
• Autocompactantes
• Pisos industriales
• Pavimentos
• Impermeables
• Bombeables
• Piezas premoldeadas pre y postesadas
Diseño y desarrollo del producto:
Luego de analizar en el Centro Técnico LOMA NEGRA las alternativas que permitan minimizar la huella de carbono, se diseñó un cemento buscando optimizar el rendimiento en el hormigón y compatibilizarlo con el efecto en el medio ambiente.
El diseño tuvo en cuenta no sólo el porcentaje de adiciones a incorporar sino que también buscó el objetivo final de minimizar el contenido unitario de material cementicio por m3 de hormigón. Para ello vale la pena resumir en dos gráficos como fue seleccionado y diseñado este nuevo producto, buscando el foco en ambas condiciones.
 

24130
Figura 1: eficiencia ecológica de los cementos de uso habitual en la industrial del H°E° del área metropolitana. Los valores en negro corresponden al comportamiento mostrado por el CPC50-Evolución en ensayos de laboratorio y pruebas de campo.

En la figura 1 se pueden observar el comportamiento de todos los cementos disponibles en el mercado granel del área metropolitana de Buenos Aires respecto de su eficiencia ecológica. Esto implicó determinar para cada nivel de resistencia a la compresión, cuantos kg de CO2 se emiten por m3 de hormigón y por MPa de resistencia a la atmósfera emite cada cemento evaluado, considerando tanto el clinker de cemento portland como las adiciones incorporadas. Como puede verse en el gráfico el diseño del cemento CPC50-Evolución se realizó conceptualmente para maximizar adiciones y resistencia en forma conjunta, trabajando sobre las características físicas, químicas y mecánicas del cemento de base.
 
24131
Figura 2: eficiencia técnica o “rendimiento” de los cementos de uso habitual en la industrial del H°E° del área metropolitana. Los valores en negro corresponden al comportamiento mostrado por el CPC50-Evolución en ensayos de laboratorio y pruebas de campo.

En la figura 2 se puede observar claramente que el cemento CPC50-Evolución muestra los menores valores de CUC (contenido unitario de cemento) cuando se lo compara con los otros cementos del mercado granel. Este valor, denominado Eficiencia del Material Cementicio (EMC) o Binder Intensity (BI) debería tender siempre al menor valor posible para un nivel de resistencia especificado. Asumiendo un hormigón de 30 MPa de resistencia media a la compresión, los valores EMC mencionados en algunas publicaciones para estos niveles de resistencia están en torno a los 8 kg/m3/MPa, que es el valor buscado en el diseño de CPC50-Evolución.
Eficiencia + durabilidad = sostenibilidad
Es importante mencionar que, con la optimización del CUC (contenido unitario de cemento) en el hormigón y, sobre todo, del volumen de pasta cementicia, se obtiene –además de eficiencia ecológica, económica y sostenibilidad- una mayor estabilidad dimensional del hormigón lo que tiende a repercutir en menor susceptibilidad a la fisuración y, si las condiciones de protección y curado resultan adecuadas, se obtendrán estructuras de bajo mantenimiento y mayor vida útil que también tiene un gran impacto sobre la sostenibilidad de las soluciones estructurales.
Nuevo Reglamento CIRSOC 201-2005 y su aporte a la sostenibilidad
Otro aspecto a considerar por la industrial del hormigón elaborado y que sin dudas aporta su “grano de arena” en esta búsqueda de una mayor eficiencia es la puesta en vigencia del nuevo Reglamento CIRSOC201:2005. Uno de los aspectos relevantes es la implementación de un sistema de calificación y segmentación de las empresas elaboradoras de acuerdo al grado de cumplimiento de premisas relacionadas con la implementación y rigurosidad de los controles de calidad llevados a cabo (modos 1 y 2). De esta manera se exigen diferentes límites de aceptación respecto del modo en que se opere (ver cuadro).
24132
Esta diferencia en los valores de resistencia (individual y media móvil de 3 valores consecutivos) sumado al hecho que un proveedor de hormigón que trabaja con un sistema de calidad tienda a tener un proceso más confiable y, consecuentemente, menor dispersión en los resultados, hace que trabajar bajo el modo 1 suponga un menor CUC (contenido unitario de cemento) para un mismo hormigón por lo cual se obtiene una mayor eficiencia ecológica cuyo impacto calculamos que podrá traducirse en un ahorro no menor de 15.000 t de CO2 por millón de m3 de hormigón producido.
Consideraciones finales:
A nuestro modo de ver, en general y en particular en este caso del CPC50-Evolución, el uso más eficiente de adiciones minerales es a través del cemento. Sin embargo, sólo el uso eficiente del mismo a través de un productor de hormigón es el que asegura el mejor resultado técnico, económico y ambiental, o sea, la eficiencia y sostenibilidad del hormigón como el principal material de construcción en el mundo.

Comentarios
Cargando...