La Justicia tucumana reconoció a una familia pluriparental y una niña tendrá tres progenitores

Un fallo que rompe con el binarismo en materia de familia
La niña fue activa participante del proceso que concluyó en la Resolución Judicial.


Fuente: Diario judicial / Palabras de Derecho

Mariana Josefina Rey Galindo, jueza Civil en Familia y Sucesiones de Monteros, provincia de Tucumán, dictó una sentencia donde le habla directamente a una niña que pidió conservar la relación con sus dos padres, en que la reconoció y el biológico. Para lograr más cercanía con la niña, la magistrada redactó el fallo en Comic Sans.

Juli, nombre de fantasía utilizado para proteger la identidad de la menor, es una niña de 9 años que vive en Amaicha del Valle, Tucumán. Este año empieza cuarto grado. “Le gustan las matemáticas y quiere ser maestra cuando sea grande. Durante la semana vive con su papá Jorge, su hermana Nair de 11 años, y doña Hilda, su tía. Los fines de semana vive con su papá Roberto y su hermana Hade. La mamá de Juli se llama Lucía y vive en otro sitio. Allí, en la casa de su mamá, también tiene dos hermanos más pequeños. Ellos se llaman Ludmi y Nico”, se lee en la introducción del caso

Al momento de resolver la cuestión, Rey Galindo le explicó a la niña que anticipo que le reconocerá legalmente ese derecho a tener a tus papás en los papeles y también el derecho a vivir de esa forma y en familia. “Esto quiere decir, que voy a hacer que el Estado registre en tu acta de nacimiento a Roberto además de Jorge y Lucía. A los tres: con lo cual vos vas a tener en los papeles (acta) dos papás y una mamá. Y con eso, ellos tres tienen los mismos derechos y obligaciones”, detalló.

En esa línea, le resaltó a la menor que “básicamente las obligaciones de ellos tres son: cuidarte, acompañarte en la vida, y asegurar tu bienestar físico y económico (alimentos, vivienda, estudios, etc.). Entre ellos deben organizarse para cuidar de vos, como darte autorizaciones cuando vos salgas de viaje fuera del país o si decidieras casarte antes de los 18 años, derechos de comunicación con vos, cuidados personales, y esas cosas ¿sabes?”.

Por último, la magistrada le dijo a la nena: “Quiero volver a invitarte a charlar conmigo, ya que esta decisión es fruto de haberte escuchado, cuando me hiciste ese pedido tan importante para vos, y por eso también es una respuesta muy importante. Para eso podes venir al juzgado aquí en Monteros cualquier día por la mañana, o si vos querés me avisas y yo voy hasta Amaicha, así te explico todo lo que aquí está escrito, y vos me cuentes que te parece, también voy a invitar a tus padres para que les explique personalmente lo que significa esta decisión. Otra opción es que podes llamarme a mi teléfono celular”.

“Juli, tenés razón cuando decís que no querés elegir entre tus dos papás. Tenés derecho a conservar a los dos, al papá Roberto y al papito Jorge. También tenés razón al no permitir a los grandes -y admiro tanta valentía- que te exijan ese tipo de elección. No hay nada que elegir. Vos no tenés que elegir entre Jorge y Roberto. Porque según lo que hablamos y me hiciste saber, es que sentís que los dos son tus papás. Listo eso es lo importante. Y así lo voy a escribir en esta sentencia”, sostiene el fallo.

Comentarios
Cargando...