Los libros del año

Libros / Carlos Verucchi / En Línea Noticias (Twitter: @carlos_verucchi)

Las características tan particulares de este año que está por irse hicieron que, dentro de todo lo malo que trajo, trajera también cierto tiempo extra para la lectura. El encierro y las restricciones que durante buena parte del año hubo en relación a otro tipo de diversiones, disparó el regreso de muchos lectores hacia clásicos de la literatura (La novela “La peste” de Albert Camus estuvo por ejemplo en las listas de libros más vendidos) o bien hacia el descubrimiento de nuevas alternativas literarias y nuevos autores.

Desde esta columna hemos sugerido lecturas que nos han parecido interesantes. Acá repasamos lo que a nuestro juicio resultó lo más destacado del año.

La literatura del 2020, en lo que se refiere a narrativa argentina, estuvo dominada por escritoras. El acontecimiento literario más importante, desde nuestra modesta opinión, fue la publicación del nuevo libro de Selva Almada (“No es un río”), escritora joven que desde esta columna venimos señalando como lo más prometedor de la nueva narrativa en nuestro país.

Asimismo, Gabriela Cabezón Cámara, con su obra “Las aventuras de la China Iron” (traducida al inglés como “The Adventures Of China Iron”) y Samanta Schweblin con “Kentukis”, (“Little Eyes”, en la traducción), quedaron entre los 13 finalistas del premio International Booker Prize 2020 ―uno de los más prestigiosos del mundo para los libros traducidos al inglés― junto a autores como el francés Michel Houellebecq por “Serotonina” y el español Enrique Vila Matas por “Mac y su contratiempo”.

Anteriormente habían sido reconocidas Claudia Piñeiro (premio Pepe Carvalho), Leila Guerriero (premio Manuel Vázquez Montalbán) y Mariana Enríquez (premio Herralde de Novela por “Nuestra parte de noche”).

Todas estas autoras son más que recomendables, como así también otras como Valentina Vidal, Silvia López, Inés Garland y Betina González, que han pasado por esta columna recientemente.

En el género ensayo, el 2020 dio a luz dos obras que generaron gran expectativa. “Hermanos” de Santiago O’Donnell, y “Aramburu”, curiosamente de la hermana del anterior, María O’Donnell. El primero presenta las denuncias del hermano del ex presidente Mauricio Macri mientras que el último repasa los hechos ocurridos cincuenta años atrás cuando un comando de la agrupación Montoneros secuestró y ejecutó al Teniente General Aramburu.

No menos importante que lo anterior resulta la producción local. Olavarría lleva varios años evidenciando una agitación literaria pocas veces vista. Este año fue el turno de Fermín Eloy Acosta con su obra prima (“Bajo lluvia, relámpago o trueno”) y de Laura Galarza con “Date cuenta de tu suerte”. A estas obras debemos sumar la inestimable contribución de “Letras del altillo”, editorial de origen local que durante el año nos sorprendió gratamente con la publicación de “Una especie de insomnio”, de Gustavo Ciuffo y que, para el año próximo anuncia “Cáliz para laicos”, de Guillermo Del Zotto (Se trata de tres poemarios que han sido premiados y tienen la particularidad de presentarse en formato bilingüe, en español y ruso.) y “Monedas”, nuevos cuentos de Leo Yunger.

Un año muy leído y un verano en el que, como siempre, la mejor alternativa será leer, leer y leer.

Comentarios
Cargando...