Azul: Detienen a un hombre por una estafa informática

En complicidad con un sujeto que aún no fue localizado, a un vecino de la ciudad de Azul le habían sustraído más de 8500 pesos de su cuenta bancaria.


Acusado de haber cometido una estafa informática junto con otro sujeto que aún no ha sido localizado, efectivos de la DDI Azul detuvieron en Canning, localidad ubicada en el conurbano bonaerense, a un hombre, según informa el Diario El Tiempo de Azul.

La causa está a cargo del Fiscal Lucas Moyano, a cargo de la UFI 22 con asiento en los Tribunales de Azul. El detenido fue identificado como Andrés Sebastián Pacheco, de 38 años de edad.

Ante el Fiscal Moyano, el imputado de lo que a escala penal es considerado como el delito de “defraudación informática”, había sido indagado y se negó a declarar.

Contando con una orden de Federico Barberena, el titular del Juzgado de Garantías número 2 con sede en el Palacio de Justicia local, una comisión policial de la DDI Azul había viajado para hacer efectiva esta medida cautelar.

El Hecho

Pacheco, el ahora detenido, está siendo investigado por un hecho que se produjo el 31 de mayo de 2015 y tuvo, como uno de los damnificados, a un azuleño.

De acuerdo con lo que se ha podido establecer hasta el momento, un sujeto de esta ciudad que actuó en complicidad con el acusado, a través de lo que en la causa ha sido denominada como una “manipulación informática” efectuó una transferencia bancaria desde la cuenta que estaba a nombre del vecino azuleño, utilizando para ello el sistema de Home Banking.

Esa transferencia había sido hecha desde la sucursal Azul del Banco de la Nación Argentina hacia la que tiene sede en Bahía Blanca; e implicó que al damnificado le sustrajeran en ese entonces de su cuenta bancaria más de 8.500 pesos.

Posteriormente, desde esa cuenta en la sucursal Bahía Blanca del Banco Nación, el dinero sustraído al vecino azuleño fue remitido, junto a otra suma que allí había, a una caja de ahorros radicada en una sucursal del Banco Galicia con sede en Capital Federal.

En total, los responsables de esta maniobra de defraudación informática, a través de la cuenta del azuleño y de esa otra en Bahía Blanca que tuvo como víctimas a dos personas más, se apoderaron de unos 25.000 pesos.

Ese dinero, según lo establecido en la investigación, aquel día ya mencionado lo cobró “por ventanilla” en esa sucursal bancaria con sede en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires el hombre que ahora está detenido.

El azuleño damnificado por esta maniobra de defraudación había indicado que esa operación que implicó un movimiento de más de ocho mil pesos de su cuenta bancaria él jamás la había realizado.

También contó que cuando quiso ingresar a la página del banco donde tenía su cuenta para operar por Internet había tenido un inconveniente, ya que una vez que colocó sus datos constató que estaba bloqueada y, por lo tanto, no pudo realizar operación alguna.

Además, en aquel entonces observó que la página a través de la cual hacía las operaciones no era la de siempre, ya que tenía cambiado los logos, en el marco de una situación directamente relacionada con esa defraudación informática que lo tuvo como damnificado. 

Un hecho por el que, desde este miércoles, hay un detenido.

Comentarios
Cargando...