Eseverri: “Para ser Intendente no te alcanza con sólo haber sido concejal”

El ex Intendente y candidato de Consenso Federal conversó con En Línea Noticias días antes de las elecciones del 27 de octubre próximo. “Está claro que el domingo la gente va a cortar boleta”, dice en el final de una campaña en la que buscó romper la polarización.

El candidato a Intendente de Consenso Federal, José Eseverri recibió a En Línea Noticias en las horas finales de la campaña electoral de cara al 27 de octubre próximo. El ex Jefe Comunal, como antes de las PASO, concedió la entrevista en la Casa Helios Eseverri, sede del espacio que conduce y lugar donde residió su padre hasta el día de su muerte.

Relajado y con disposición a hablar de manera extendida de propuestas sin dejar de comparar sus gestiones con la del actual Intendente, Ezequiel Galli.

Eseverri encabeza en Olavarría la lista de Consenso Federal que lleva a Roberto Lavagna como candidato a Presidente aunque, después de las PASO, sostiene que a su espacio en Olavarría lo votaron vecinos “que votaron a Fernández o Vidal”.

Una de las primeras preguntas que respondió José Eseverri fue qué representa su espacio y cuáles son las principales propuestas para los olavarrienses.

“Nuestra oferta electoral es una coalición con un claro perfil vecinal donde hemos confluido mujeres y hombres de distintos espacios políticos, distintos sectores sociales lo que nos permite representar la diversidad social y política que tiene Olavarría. Además nos permitió conformar equipos técnicos con profesionales destacados y conocidos que elaboraron una propuesta de gobierno integra que sintetiza lo que pensamos para la Municipalidad a partir del 10 de diciembre. En nuestro espacio confluyen, además, mujeres y hombres que votan a otras expresiones nacionales más allá de nuestro alineamiento y acompañamiento a Roberto Lavagna. Sabemos que esta será una etapa de mucho diálogo y consenso tanto a nivel nacional como local”, comenzó diciendo Eseverri a En Línea Noticias.

Más adelante en la charla expresó: “los problemas que deja el Gobierno de Macri necesitan de mucho acuerdo político, mucha decisión a la hora de gobernar y tener claro cuáles serán las prioridades.” En ese punto las enumera convencido de que las podrá llevar adelante: “una de las prioridades, desde el 10 de diciembre, será poner en marcha un Plan Alimentario. En Olavarría no podemos tener gente que este comiendo mal. Además tenemos que generar un programa donde el medicamento sea considerado un bien social y el Estado Municipal sea el encargado de proveer el medicamento para que ningún vecino se quede sin medicamento. También sabemos que el reordenamiento del sistema de salud tiene que ser una prioridad para poner la mejor salud al alcance de todos. A esto hay que sumarle un claro plan de gobierno en materia de obra pública: un plan que dinamice la economía, que inyecte recursos en la comunidad y que genere un una reactivación en el comercio local. Se trata de un Plan de obra pública que nos permita trabajar de manera ordenada y planificada durante cuatro años con una inversión de 2500 millones de pesos y también mucho trabajo de índole social en materia de obra pública que significa solucionar las situaciones de indignidad o hacinamiento que viven muchas familias de Olavarría. Tenemos que volver a un esquema de cooperativas que permita volver a trabajar a todos aquellos obreros de la construcción que, seguramente, el año próximo se van a quedar sin trabajo con la finalización de la obra de L´Amalí II y que como está el mercado de la construcción no podrán ser absorbidos por las empresas”.

Siempre en la misma línea agregó: “Tenemos que garantizar la entrega de materiales y también la mano de obra desde el Estado para lograr soluciones habitacionales que le devuelvan el buen vivir a los olavarrienses. A esto hay que sumarle un Plan de Desarrollo de la ciudad, una ciudad que hoy está estancada. No hay una sola inversión significativa en los Parques Industriales que genere trabajo y entonces tiene que ser una prioridad del Gobierno Municipal salir a buscar las inversiones. Luego habrá que trabajar en las políticas generales del gobierno, hay que volver a tener una política cultural de vanguardia que nos destaque a nivel provincial y nacional y sea una herramienta de integración. Tenemos que avanzar en Mesas de trabajo conjunto en los Servicios Territoriales para ir construyéndolos en Centro Comunales Municipales en los barrios y las localidades. Tienen que servir para que el Gobierno pueda escuchar a los vecinos, será una etapa de mucha contención al vecino que vive una realidad dura y necesitan de un Estado presente.”

Durante la campaña, después de las elecciones, Eseverri insiste en afirmar que “Olavarría no se puede permitir cuatro años más de improvisación”. Al respecto es donde aparecen sus críticas a los candidatos Ezequiel Galli y Federico Aguilera.

“Lo de Galli fue improvisación, sin dudas. Un Intendente que cambió tres o cuatro veces la estructura del gabinete demuestra que no tenía muy claro cómo gobernar. Eso afecta la gestión pública: Galli arrancó con dos secretarios, después creció, después eliminó áreas y después sacó funcionarios. Eso pasa por no tener equipos de gobierno y no tener proyecto de ciudad. Tener proyecto de ciudad significa saber qué haces con el desarrollo, qué haces con las políticas culturales, qué haces con la obra pública, para qué está la salud pública. La salud pública de Olavarría tiene una necesidad de construir una red pública y privada de manera urgente para achicar las listas de espera en el Hospital. Éste es un Gobierno que no se puso a trabajar con la Facultad de Medicina que nos sirve y le va a servir a la ciudad. El Municipio tiene que acompañar un programa de investigación en materia de salud que se necesita”, cuestiona el candidato a Intendente.

Luego aparecen las críticas al candidato a Intendente del Frente de Todos cuando dice “en el caso de Federico me parece que para ser Intendente no te alcanza solo haber sido concejal, tenés que haber tenido otro recorrido”Gerenciar 12 mil millones de pesos, que es el dinero que tendrá que manejar el próximo Intendente, no es un chiste. No cualquiera lo puede hacer, si cualquiera pudiera cualquiera podría ser Gerente General de Loma Negra o Gerente de Coca Cola. A veces cuando a la administración pública cae gente sin experiencia o gente que no entiende cómo funciona el Estado se cometen errores como ha pasado en el Gobierno de Macri o el Gobierno de Galli y esos errores lo paga la sociedad.”

Tras diferenciarse de ambos competidores apunta a criticar algunos aspectos de la gestión de Galli: “cuando yo veo que el plan de obra pública de Galli pasa por pintar los cordones y hacer mesetas, veo que hay poca visión de qué le falta a la ciudad y de qué hay que hacer con la ciudad. Cuando nosotros decimos que hay que hacer un Servicio Territorial en la zona de los barrios Matadero, Belén, Eucaliptos, los décimos porque hay una serie de factores que deben ser contenidos en ese lugar. Hay que mejorar la presencia y la atención del Estado en esos barrios, hay que generar espacio para que los pibes hagan deporte, hay que generar un espacio para que la Provincia de Buenos Aires construya una Escuela así los pibes nos tienen que seguir cruzando la ruta en uno de los sectores que más creció.”

Propone: “una visión integral de la ciudad y un claro plan de Gobierno” y critica: “a este Gobierno le falta una mirada de mediano plazo hacia donde tiene que ir la ciudad. Como Intendente tenés que definir si acompañas el desarrollo de la Industria, el desarrollo de los servicios, el cuidado del comercio, yo no he visto que esto se haya hecho. Tampoco he visto una política cultural que se destaque. Tuvimos una funcionaria de Laprida Tampoco he visto una política clara de Cultura que se destaque. En la ciudad tuvimos una funcionaria de Laprida administrando la cultural. No tiene nada que ver la idiosincrasia de Laprida con la de Olavarría, no conocía los actores centrales de la cultura, no entendía para que estaba cada espacio y se perdió mucho tiempo.”

Eseverri insiste en que durante los últimos cuatros años no “llegó a Olavarría ninguna inversión” y ante la consulta de si era posible que esto sucediera en medio de una crisis económica dijo: “Olavarría es una ciudad muy atractiva por su ubicación geográfica, por la formación y el sistema educativo que tenemos. Hay gente que no invirtió acá e invirtió en otros lugares, no es que no haya habido inversiones.”

La respuesta la contextualizó y avanzó en la crítica a Galli: “Obviamente que es un contexto complicado, son cuatro años que no pasó absolutamente nada. Los últimos cuatro años de Cristina Kirchner fueron cuatro años de deterioro o estancamiento en el crecimiento económico, pero en esos cuatro años más los cuatro primeros se instalaron más de ochenta empresas en el Parque Industrial. Cuando vos tenes una actitud desde el Estado Municipal se salen a buscar inversiones, se salía a trabajar con el empresario de Olavarría para generar facilidades y un programa de ampliación de sus empresas. Nosotros teníamos un conocimiento de la economía local, de la economía nacional y un conocimiento de los resortes financieros para poder sostener la actividad económica de la ciudad. Acá en 2016 se dejó caer el comercio donde el Gobierno no hacía nada. Se dieron cuenta recién este año. Ahí es donde yo veo un gobierno que no está atento a lo que pasa ni es creativo para generar herramientas que permitan mejorar la actividad comercial. El gobierno redujo las Tasas Municipales tres años después de que se produjera la crisis del comercio local.”

No fue optimista respecto los números que recibirá el próximo Intendente en materia de finanzas municipales. Por eso promete una gestión “austera y ordenada” de las finanzas públicas. Y anticipa que no se podrán tomar empleados y quien haya hecho esa promesa de campaña mintió.

“El próximo Intendente va a tener una situación deficitaria con origen en el gasto corriente que es complicada de revertir. Cuando vos gastas más en el funcionamiento que en la inversión te pasa lo que te pasa ahora. Este año Galli terminará con inversiones de los 300 millones de pesos, cuando la ciudad debería estar invirtiendo entre 500 o 600 millones de pesos. Me parece un error de concepto de la administración municipal”, dice y vuelve a cuestionar a Federico Aguilera: “tampoco la salvación de Olavarría es aumentar un punto el Impuesto a la Piedra que son 150 millones de pesos, sepan que esos 150 millones de pesos ya están gastados es el próximo aumento de sueldos que hay que pagar.  En el caso de Federico Aguilera, que lleva seis años de concejal, debería conocer qué impacto tiene un punto de aumento del Impuesto a la Piedra. La gente no tiene por qué conocer estas cosas, pero quienes son candidatos deben ser responsables.”

Siguen analizando este punto y sostiene: “vos estas aumentando la presión impositiva para no tener ningún resultado concreto en materia de ejecución de obras o planes de obras. La verdad Olavarría no está para eso. Desde que nosotros dejamos la Municipalidad a hoy hay 450 empleados más, no hay empresa en la Argentina que haya crecido un 20% su planta de personal en cuatro años por eso si alguien piensa llegar a la Municipalidad para nombrar gente se equivoca, quien haya hecho campaña prometiendo la incorporación de más personal o prometiendo cosas disparatadas algunas que se han escuchado en la campaña es no tener noción de lo que eso significa.”

Análisis de la situación económica nacional y la realidad de la provincia de Buenos Aires

El candidato a Intendente se refirió a la situación económica nacional y no dejó de analizar la provincia que, de repetirse el resultado de la PASO, podría comenzar a Gobernar Axel Kicillof.

“El macrismo en los ciclos electorales se ha caracterizado por barrer la mugre debajo de la alfombra y eso en un momento te explota. En el año 2017 hubo dos medidas centrales para llegar a las elecciones y ganarlas: generar los créditos UVA y alimentar el consumo por el crédito bancario y por los bancos oficiales sostener un precio artificial del dólar. En aquel momento se sostuvo el dólar debajo de los 18 pesos. El Gobierno se sostuvo el dólar y después de las PASO se disparó. El país que deja Macri es mucho peor del que heredó de Cristina”, comenzó analizando.

Señaló además: Yo creo que la gente está harta y el mensaje de las PASO fue que está harta de este sistema económico que no le solucionó ningún problema y sabe que complicó el mediano plazo de la Argentina. La gente quiere un cambio y está confiada en un cambio que le signifique modificaciones para bien en su vida personal, que no van a ser rápidas y hay que ser  conscientes de que no van a ser rápidas. Entonces se necesita mucho capital político del próximo presidente para convocar a otras fuerzas políticas, al sindicalismo, a los empresarios, a las organizaciones sociales sabiendo que no se van a satisfacer todas las demandas que la sociedad Argentina tiene, generar trabajo no es de un día para el otro. Por eso hay que atender las demandas urgentes: la comida, la atención sanitaria, empezar a poner en marcha la economía y generar confianza. Argentina tiene un enorme problema con la dolarización de las tarifas, con la tasa de interés y con la presión impositiva. Si alguien piensa que esto se soluciona aumentando los impuestos es una pavada, si le seguís aumentando impuestos al 60 % que sostiene la actividad económica argentina lo que vas a lograr es que nadie produzca. Solo los que los que nunca produjeron, los que nunca trabajaron o solo vivieron del Estado pueden creer que esto se soluciona aumentando impuestos.”

Sobre el gobierno de la provincia de Buenos Aires dijo saber que Axel Kicillof tiene “tres preocupaciones” y enumeró: Las tres preocupaciones más grandes que tiene Kicillof, y lo sé, son el déficit, la deuda y el Banco Provincia. El compromiso de deuda dolarizada que tomó Vidal, tiene una compleja situación en el primer trimestre del año que viene por la concentración de vencimientos. A eso hay que sumarle entre 50 mil y 80 mil millones de déficit que va dejar este Gobierno. Se va necesitar ayuda de la Nación, con lo cual seguramente entre después de las elecciones y enero la Argentina va a tener que emitir no menos de 300 mil millones de pesos con la cual habrá un incremento de la Inflación, pero no tenes otra solución. Por otro lado la situación del Banco Provincia que sé que Kicillof la está estudiando en detalles porque es una herramienta que estuvo puesta al servicio de la timba y no de la producción. Me parece que ahí hay una herramienta financiera para apalancar con capital de trabajo con Tasas razonables que necesita la Provincia de Buenos Aires de manera urgente. Hoy una gran empresa tiene un costo laboral del 7% en cambio las PYMES están entre el 35 y el 50%. Esas empresas se han quedado sin capital de trabajo o sea no pueden producir. Tienen los empleados, tienen las máquinas pero no tienen capacidad para comprar la materia prima para poder producir. El Estado  tiene que llegar a través de líneas de crédito muy blandas para poder reactivar la economía. Hasta ahora el Banco Provincia estuvo mirando otra cosa. Hoy lo que le falta a la PYME de la provincia de Buenos Aires es capital de trabajo, si el Estado no logra generar eso estará todo muy complicado. Las PYMES generan alrededor del 80% la mano de obra en la Argentina, sino cuidas eso no cuidas la principal herramienta ordenadora de la sociedad: el trabajo.”

El final fue pensando en la elección del próximo domingo y sostuvo: “muchos vecinos nos votaron a nosotros y votaron otras expresiones nacionales: no solo votaron a Lavagna sino que votaron a Fernández con nosotros y a Vidal con nosotros. Claramente hubo un corte de boleta que ahora se va a profundizar. Quedó en discusión quién gobierna Olavarría. Quién tiene capacidad para gobernarla, quién puede generar confianza y quién tiene proyectos claros y realizables. Obviamente a nosotros, por mi propio pasado, nos emparentan cercanos al peronismo y obviamente hay un votante reflexionando el voto local y para ganarle a Galli. La gente te va diciendo que va a cortar boleta. También, después de las PASO, hay muchos votantes de Macri que piensan en Lavagna como opción, ahí hay una mirada sobre alguien que entiende de economía y cuando le tocó sacó al país de la crisis.”

Comentarios
Cargando...