Estudio eseverri desktop movile

La Unidad 2 celebra 139 años de su puesta en marcha

El SPB recuerda este jueves el 139° aniversario de la puesta en marcha de la Unidad 2 de Sierra Chica.

El comunicado:

Un día como hoy hace 139 años fue construida una de las cárceles emblema del Servicio Penitenciario Bonaerense, la Unidad Nº 2 de Sierra Chica. Hoy su estructura se encuentra actualizada, aunque su meta continúa siendo brindar seguridad a la sociedad, cuidado y posibilidades de cambio a quienes por diferentes causas viven tras sus muros.

Días atrás el Ministro de Justicia y Derechos Humanos, Dr. Julio Alak, visitó la cárcel de máxima seguridad en el marco del lanzamiento formal del nuevo Plan de Capacitación Integral planificado para todo el personal penitenciario en actividad.

Alak felicitó al personal por su accionar en el contexto de la Pandemia por el Covid 19, “durante la pandemia las Fuerzas de Seguridad y el Servicio Penitenciario adquirieron gran prestigio, porque no se cerraron como otras instituciones. Las cárceles siguieron abiertas y eso es una medalla que el SPB va a tener en su historia, que en la pandemia las cárceles siguieron trabajando. Que en la pandemia hubo más penitenciarios contagiados que internos y eso se debió a los cuidados que se tuvieron, lo cual es invalorable”, destacó el funcionario.

Desde hace años las diferentes Jefaturas de la Unidad Nº 2 han apostado a incrementar el cuidado e inclusión social del privado de la libertad, para ello se inauguró un sector intramuros con cinco nuevos talleres y seis espacios de trabajo. Los detenidos pueden capacitarse en automotores, chapa y pintura, mecánica, herrería en general, carpintería metálica, recuperación de equipos informáticos, construcción de cepillos, talabartería, re tapizado de asientos de automóviles, fábrica de bloques y de baldosas.

Son históricos en su permanencia los espacios de trabajo en la sección Talleres con oficios como tapicería, granja y carpintería, fuera de los muros los internos trabajan en quintas y micro granja donde se siembran y cosechan verduras para su propio consumo. El trabajo de intramuros está orientado al desempeño de tareas como albañilería, carpintería y manualidades, cocina, maestranza, planta purificadora, peluquería, carpintería, herrería, talabartería y sastrería.

El personal también se encuentra abocado a la implementación de la Ley de Identidad de Género mediante jornadas integradoras, de intercambio y discusión sobre las temáticas de género en contexto de encierro. También desarrolla propuestas relacionadas con el cuidado de la salud, culturales y oficios en el pabellón de diversidad sexual.

Los directivos de la Unidad, Cristian Pastorino junto a los Subdirectores de Seguridad, Asistencia y Tratamiento y Administración, Sergio Braun, Juan Echeverría y Gabriela Pizzano respectivamente, apoyan el trabajo diario del personal como así también de las instituciones educativas que brindan a los internos el acceso a nuevos conocimientos y la posibilidad de reinsertarse en la sociedad.

Los internos pueden acceder a diferentes niveles educativos: primario, educación media, terciario, formación profesional, también pueden sumarse a la vida universitaria con su asistencia al aula “Rodolfo Walsh” de la UNICEN. En cuanto a deportes, el CEF Nº100 y los profesores de Educación Física de la Unidad planifican diferentes actividades a las que los internos pueden sumarse.

La Unidad Nº 2 es una de las cárceles de la provincia de Buenos Aires más antiguas, aun hoy pueden observarse sus muros de entre 6 y 7 metros de alto, con un espesor en su parte alta de un metro de ancho por donde custodian los guardias y la construcción inicial compuesta de un sistema arquitectónico radial.

Pero también ha tenido modificaciones en la arquitectura, entre ellas la creación de cuatro módulos de autodisciplina, la implementación de un sistema de calefacción en todas las celdas, una nueva red de lucha contra incendios en cada pabellón, nuevos equipos de grupos electrógenos y la refacción constante de los pabellones que han logrado optimizar las condiciones del privado de la libertad. Se amplió el locutorio de visitas y se creó una plaza con juegos donde los internos reciben a sus familias. La última incorporación apuesta a incrementar la seguridad y consiste en la colocación de cámaras en distintos sectores estratégicos del penal con el fin de salvaguardar la vida de todas las personas. A esto deben sumarse los protocolos que se pusieron en marcha en relación a la pandemia impuesta por el Covid.

Comentarios
Cargando...