Estudio eseverri desktop movile

Murió un cardenal brasilero vocero de los pueblos indígenas

Fue uno de los grandes impulsores de la elección de Jorge Bergoglio como Papa en 2013


Fuente: Página 12

«Hay que devolver a los pueblos indígenas el derecho a ser protagonistas de su historia, sujetos y no objetos del espíritu y la acción del colonialismo de nadie»

Claudio Hummes, cardenal y arzobispo emérito de San Pablo (Brasil) falleció a los 87 años en la ciudad brasileña en la que ejerció el gobierno eclesiástico, y desde donde realizó una gran tarea pastoral desde una perspectiva de compromiso religioso con los más pobres, dedicando especial atención a los indígenas de la Amazonia y apoyado en un mirada teológica de la liberación.

Había sido nombrado como arzobispo paulista en 1998 por Juan Pablo II y consagrado cardenal por el mismo Papa en el 2001.

La noticia del deceso de Hummes fue comunicada “con gran dolor” por el actual cardenal de San Pablo, arzobispo Odilo Pedro Scherer. El sacerdote fallecido, perteneciente a la orden franciscana, había elegido precisamente una frase de San Francisco para su escudo episcopal: «Omnes vos fratres» («Todos ustedes hermanos»).

Hummes fue uno de los principales propulsores de la candidatura de Jorge Bergoglio al papado durante el cónclave celebrado en 2013. El ex arzobispo porteño admitió en un encuentro con periodistas el 16 de marzo de 2013 que “Dom Cláudio”, como lo llamaban cordialmente en su país natal, fue quien lo inspiró para elección del nombre Francisco para ejercer su pontificado. «Tenía a mi lado al arzobispo emérito de San Pablo y también prefecto emérito de la Congregación para el Clero, el cardenal Claudio Hummes: ¡un gran amigo, un gran amigo! Cuando la cosa se ponía un poco peligrosa, él me consolaba. Y cuando los votos llegaron a los dos tercios, se produjeron los habituales aplausos, porque el Papa había sido elegido. Y me abrazó, me besó y me dijo: ¡No te olvides de los pobres! Y esa palabra entró aquí: los pobres, los pobres. Entonces, inmediatamente, en relación con los pobres, pensé en Francisco de Asís», relató Bergoglio.

En esos mismos días y hablando por los micrófonos Radio Vaticano, el cardenal Hummes le deseó al nuevo Papa «un pontificado prolongado» porque, dijo, «la Iglesia necesita este pontificado, la Iglesia necesita este proyecto que él manifiesta y que ha puesto en marcha».

En el sínodo la Región Panamazónica (2019), evento para el que fue nombrado relator general, el cardenal Hummes se convirtió en el vocero de los pueblos indígenas en el seno de la Iglesia Católica de la región. Coincidiendo con la mirada de Bergoglio, el cardenal Hummes levantó su voz para denunciar los atropellos contra los pueblos amazónicos, la deforestación, los proyectos depredadores y las enfermedades de la tierra. «Hay que devolver a los pueblos indígenas el derecho a ser protagonistas de su historia, sujetos y no objetos del espíritu y la acción del colonialismo de nadie», dijo en esa tribuna eclesiástica.

«Hay que devolver a los pueblos indígenas el derecho a ser protagonistas de su historia, sujetos y no objetos del espíritu y la acción del colonialismo de nadie»

Además de su compromiso con los pobres y los indígenas, Hummes fue también un obispo que respaldó a los teólogos de la liberación desde su lugar en la jerarquía católica. Pero cuando comenzaron los ataques a Francisco y las amenazas internas y externas contra Bergoglio, Dom Cláudio salió en su defensa. «La Iglesia defiende su unidad como unidad de la pluralidad. Las divisiones son un mal», dijo aludiendo a quienes pusieron en tela de juicio la autoridad del Papa.

Y más allá de sus propias fronteras a Dom Cláudio se lo recuerda como un hombre de vocación latinoamericanista, sumando esfuerzo también para que la Iglesia Católica hiciera su aporte a la construcción de la hermandad de los pueblos de la región.

wuranga@pagina12.com.ar

Comentarios
Cargando...