Narcotráfico: “Sin complicidad del poder político, judicial y económico no sería posible la situación de Rosario”


El papa Francisco grabó un mensaje dirigido a los fieles rosarinos en medio de la ola de violencia narco que vive la ciudad santafesina hace varias semanas. “Sin complicidades de un sector del poder político, policial, judicial, económico y financiero no sería posible llegar a la situación en la que se encuentra la ciudad de Rosario, es necesario rehabilitar la política, que es una altísima vocación”, aseguró.

En el video, publicado en el canal de YouTube de Vatican News, el Pontífice aseguró que “en un momento de crisis” es comprensible “la presencia de las fuerzas de seguridad para llevar tranquilidad a la comunidad”, pero alertó que el drama que atraviesa la ciudad tiene otras aristas.

En un video de siete minutos de duración, Francisco consideró que pese a que “el miedo siempre aísla y paraliza”, convocó a la sociedad a “colaborar y ser parte de los espacios deportivos, educativos, comunitarios”.

El Papa subrayó la necesidad de “fortalecer la comunidad” para afrontar la crisis, y dijo que “todos los sectores políticos están llamados a transitar el gran camino del consenso y del diálogo para generar leyes y políticas públicas que acompañen un proceso de recuperación del entramado social”.

Asimismo, reclamó que se trabaje no solo sobre la oferta sino también sobre la demanda la demanda de drogas “a través de políticas de prevención y asistencia”. “El silencio del Estado en esta materia solo naturaliza y facilita la producción del consumo y comercialización de las mismas”, advirtió.

En otro tramo del mensaje, el Papa resaltó también la necesidad de que “el sistema democrático vele por la institucionalidad de la Justicia, de tal manera que pueda ser independiente para investigar los entramados de la corrupción y del lavado de dinero que facilitan el avance del narcotráfico”.

También el Papa adjudicó responsabilidad directa a una parte de los empresarios, al afirmar que “hay una gran tarea por delante en el sector empresarial no sólo en impedir la complicidad en los negocios con las organizaciones mafiosas, sino también en un compromiso social”.

“Dado que en todo sistema mafioso los pobres son el material descartable, los invito a aunar esfuerzos para que el Estados y las instituciones intermedias puedan brindar espacios comunitarios en los barrios vulnerables. Los mismos pueden crear condiciones para que los niños, adolescentes y jóvenes tengan un desarrollo humano integral para un futuro superador al que tuvieron sus padres y abuelos. Todas las organizaciones sociales, civiles y religiosas debemos estar unidas para hacer lo que mejor sabemos hacer, y entre todos crear comunidad”, añadió. (DIB)

Estudio eseverri desktop movile
Comentarios
Cargando...