Ni San Valentín logró que se gastará más plata en la Argentina

CAEM

Así lo informó la CAME.


San Valentín movilizó $ 568,3 millones este año. Hubo más cantidad de festejos que en 2016 pero con regalos más discretos que promediaron los $ 450 por persona. Casi un tercio de los gastos se orientaron a servicios.

 

El “Día de los Enamorados” sigue sumando adeptos en la Argentina y de a poco se ha ido instalando como una fecha especial para muchos comercios.

 

Este año se estima que 1.263.000 personas habrán festejado, 1,9 % más que el año pasado, generando un gasto total de $ 568,3 millones. Sin embargo, las ventas de bienes y servicios vinculados a esta fecha (medidas en cantidades) cayó 3.4 % frente a San Valentín 2016.

 

La crisis económica repercutió este año en los enamorados, que gastaron pero más modestamente que en otras épocas, y se orientaron mayormente a regalos de bajo valor o a un solo regalo para su pareja, cuando en otras épocas había quienes combinaban un regalo y una cena, o sumaban algún otro pequeño presente adicional alusivo.

 

Según los relevamientos realizados por CAME, entre 450 comercios del país y por Focus Market entre 2.536 consumidores, el gasto por persona promedió los $ 450, un 23,3 % por encima de San Valentín 2016. Sin embargo, si bien el gasto total fue 25,6 % mayor al del año pasado ($ 568,3 millones en SV 2017 vs $ 452,4 millones en SV 2016), si se quita el efecto inflacionario de un 30 % anual aproximadamente a febrero, el gasto total por San Valentín a precios constantes habría caído 3,3 % este año frente a la misma fecha del periodo pasado.

 

Este año ayudó que haya sido martes en vez de domingo como fue el año pasado, pero aun así el movimiento fue menor a lo esperado. Hubo mucho marketing en medios gráficos, virtuales y televisivos, y eso fue muy importante para darle entusiasmo a la fecha, aunque no alcanzó para empujar las ventas. El tiempo inestable tampoco fue un buen compañero, especialmente porque en los segmentos de jóvenes y adolescentes frenó muchas salidas y consumos.

 

Lo que más se vendió este año fueron artículos de Bijouterie, Ropa interior, Bombones, y Flores y Plantas. En cambio, fueron menos concurridos los restaurantes y bares, y también sintieron la caída rubros como Joyerías y Relojerías, Perfumerías e Indumentaria..

 

Los festejos de San Valentín se remontan al siglo III, cuando se celebraban las fiestas romanas de Lupercalia, un rito de alto contenido sexual en honor al dios Lupercus de la fertilidad. El atractivo principal de esta fiesta era la rifa de mujeres, que permitía que cada hombre tuviera con quien divertirse durante 12 meses, hasta el 15 de febrero del año siguiente, cuando se realizaba nuevamente el festejo y el sorteo.

Pero en el año 496, como un acto de protesta frente a ello, el Papa Gelasius I adelantó las fiestas de Lupercalia del día 15 al 14 para revalorizar el amor y frenar lo que consideraba un festival pagano. Se nombró a Valentín como el Patrón de Amor y a partir de entonces esa fecha fue denominada ‘Día de San Valentín’.

Pero ¿por qué San Valentín, un sacerdote nacido en Roma a mediados del siglo III, fue elegido como ‘Padre del Amor’? Hay distintas versiones y leyendas sobre esa elección. La más difundida es que Valentín era el gran protector de los enamorados y en tiempos en que la religión cristiana era perseguida y el emperador romano Claudio II prohibió el casamiento de los hombres jóvenes pensando que siendo solteros serían mejores soldados, a escondidas Valentín casaba a las parejas bajo el ritual de la Iglesia.

Cuenta la historia popular que finalmente Valentín fue castigado y ejecutado el 14 de febrero del año 270. Pero en su tiempo en prisión, su carcelero lo desafió a curar la ceguera de su hija, de quien Valentín además de devolverle la vista, se enamoró. Antes de morir, el sacerdote le envió a su amada un mensaje de amor firmado ‘de tu Valentín’. Este mensaje quedó en el folklore popular y en muchos países las tarjetas de San Valentín se denominan ‘valentines’.

Los festejos del ‘Día de los Enamorados’ eran inicialmente muy populares en los países de habla inglesa, como EE.UU., Inglaterra y la mayoría de las naciones europeas. Pero con el tiempo se fueron difundiendo en todo el mundo, llegando a poblaciones con culturas y costumbres muy diferentes, entre ellas, la Argentina.
Antiguamente, el regalo común en San Valentín eran simples poemas y mensajes de amor, y en muchos pueblos se realizaban juegos sociales para que hombres y mujeres solteros se conocieran y naciera ese día el amor. Sin perder el sentido, hoy San Valentín ha logrado convertirse en un disparador de ventas para millones de comercios, que cada vez con mayor anticipación comienzan los preparativos para el ‘gran día del amor’.

Comentarios
Cargando...