Una investigación iniciada en Olavarría permitió desarticular una banda de estafadores

Operaban desde CABA y el Conurbano.


Una serie de allanamientos y operativos realizados en las últimas horas en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires permitió desarticular una banda de estafadores.

Se trata de una causa investigada por el Agente Fiscal, Lucas Moyano en la que además tomó intervención el Juzgado de Garantías N° 1 a cargo de la doctora Fabiana San Roman. Fue precisamente esta Magistrada la que ordenó los allanamientos que se llevaron adelante en distintos barrios porteños.

Está causa fue investigada de manera conjunta con personal policial perteneciente a la Departamental de Investigaciones de Azul perteneciente a la Superintendencia de Investigaciones en Función Judicial de la Policía de la Provincia de Buenos Aires.

La maniobra delictiva consistía en Estafa, la cual se originaba a partir de técnicas de hacking diversas cuentas de usuario de redes sociales y/o plataformas digitales.

Oficialmente se informó que toda la investigación se inició en el mes de agosto cuando la Fiscalía a cargo del doctor Lucas Moyano emitió un oficio, La presente investigación tuvo su génesis en el mes de Agosto cuando se solicitó distinta información a firmas extranjeras de redes sociales, plataformas digitales, análisis y triangulación de datos bancarios, registros de conexión IP y de líneas telefónica.

Fue así que con esa información se llevaron adelante tareas de investigación encubiertas, para lograr identificar los domicilios desde donde operaban los integrantes de está banda delictiva dedicada a apoderarse ilegítimamente de cuentas de usuario de redes sociales y/o plataformas digitales mediante técnicas de “hacking” para luego suplantar su identidad y engañar a otros usuarios induciéndolos al error con ánimo de lucro, utilizando como excusa el ofrecimiento de dólares estadounidenses a un módico valor distante al de los mercados habituales.

Se cree que los miembros de la banda, cuando se apoderaban de cientos de millones de pesos, efectuaban transferencias a una cuenta bancaria registrada en el extranjero, más precisamente en Brasil, lugar en el que triangulaban el mismo a otras cuentas bancarias.

Las pesquisas llevadas adelante por personal policial perteneciente a la Departamental de Investigaciones de Azul incluyeron constantes labores de patrullaje y visualización en diversas redes sociales, explotación de fuentes abiertas y tareas subrepticias en los domicilios de la totalidad de los imputados.

Con todo se solicitaron los allanamientos que comprendían además ordenes de secuestro e identificación de cinco domicilios.

Los operativos se desarrollaron el miércoles cuando en forma simultánea se allanaron cinco inmuebles, cuatro de ellos ubicados en la Capital Federal en los barrios de Palermo, Liniers, Mataderos y Parque Centenario, y el restante en el Partido de Lomas de Zamora. Otros también tuvieron lugar en la localidad de Villa Fiorito, Quilmes, donde se logró la identificación de tres de los cinco cabecillas que lideraban esta banda criminal.

Además se logró el secuestro de gran cantidad de aparatos de telefonía celular, dispositivos de almacenamiento, notebooks, netbooks, Tablet y documentación de interés para la causa.  Con respecto a los elementos y/o dispositivos digitales incautados se encuentran siendo analizados por personal técnico de la División Departamental de Investigaciones

Oficialmente se informó además que no se descartan futuras investigaciones a lo largo del territorio nacional todo ello en virtud de que esta banda contaba con nexos tanto en la Provincia de Buenos Aires como en CABA y sería posible que existan vínculos en distintas provincias del interior del país

Comentarios
Cargando...