Por suerte no fue nada


En la noche de este domingo los bomberos fueron convocados a la avenida Pringles casi RN226.

Allí un automóvil comenzó a perder gas y generó fuerte preocupación ante las consecuencias que el hecho podían acarrear.

Los voluntarios, en la Unidad N° 7 del Cuartel Central, llegaron al lugar y lograron controlar la perdida.

Por suerte no fue nada.

Estudio eseverri desktop movile
Comentarios
Cargando...