Se abre una nueva vacante clave en el Tribunal de Cuentas

1490157863814

Se jubilará uno de los vocales que está de licencia y enfrentado al presidente. Negociaciones


En la máxima conducción del Tribunal de Cuentas bonaerense existe una vacante y en las próximas semanas podría aparecer otra. Es que según trascendió en ámbitos del organismo, uno de los vocales estaría a punto de presentar su renuncia.

Se trata de Héctor Giecco, uno de los históricos del Tribunal, quien estaría a punto de jubilarse. La otra vacante se produjo en los últimos meses del año pasado tras el fallecimiento de Cecilia Fernández, otra de las vocales.

En términos del balance interno del Tribunal de Cuentas, tanto Giecco como Fernández mantenían fuertes diferencias con el presidente Eduardo Grinberg y los otros dos vocales, Gustavo Fernández y Miguel Teilletchea.

Pero si se concreta el alejamiento de Giecco, tal como se especula en ámbitos políticos y del propio Tribunal, Grinberg volverá a concentrar el poder en ese estratégico organismo, al menos hasta que el gobierno bonaerense impulse los nuevos nombramientos.

Para cubrir las vacantes, el Ejecutivo debe enviar el pliego del candidato al Senado. Pero como en la Cámara alta el oficialismo no tiene mayoría, deberá ingresar en una negociación con la oposición.

Ya se conoce que el Frente Renovador de Sergio Massa aspira a desembarcar en ese estratégico organismo de control de las cuentas públicas.

SIN RESISTENCIA

El sector ha dejado trascender ese deseo ante el oficialismo. Y en principio no habría resistencia en el Ejecutivo a que el massimo llegue con un representante propio al Tribunal de Cuentas.

Si se termina concretando la salida de Giecco, que desde hace meses está de licencia por cuestiones de salud, seguramente el oficialismo avanzará con el desembarco de un dirigentes propio en el Tribunal ya que Grinberg, Fernández ni Teilletchea responden al macrismo, aunque el presidente del organismo se ha recostado últimamente en el vicegobernador Daniel Salvador con quien ha compartido diversas actividades y actos públicos.

En los últimos meses del año pasado el Tribunal de Cuentas había quedado en el ojo de la tormenta a partir de la denuncia que Elisa Carrió presentó contra el ex gobernador Daniel Scioli.

A partir de ese planteo se conoció que el organismo de control apenas si había efectuado observaciones y aplicado sanciones a diversos funcionarios de la anterior administración, justamente mencionados por la diputada de Cambiemos en su presentación ante la Justicia platense.

Comentarios
Cargando...