Sergio Massa y Margarita Stolbizer reunieron a sus equipos técnicos

MassaStol

El líder del Frente Renovador y la referente del GEN discutieron la situación económica y social de la Argentina


Sergio Massa y Margarita Stolbizer dieron un paso más en el camino de confirmar su alianza electoral de cara a las primarias legislativas del agosto. Estas vez, los diputados reunieron a los equipos técnicos del Frente Renovador y del GEN en el hotel Meliá del centro porteño para analizar la situación económica y social y discutir la agenda legislativa.

Según supo Infobae de fuentes que participaron del encuentro, las mayores críticas surgieron desde las políticas económicas que está llevando adelante el gobierno de Mauricio Macri: “No hay un plan económico ni ministro de economía y mientras las tarifas siguen aumentando. Es imposible que un país crezca con dólar bajo, inflación alta y suba de tasas. El Gobierno continúa improvisando, la economía de los argentinos ingresa en una etapa crítica”.

En este punto, se hizo foco en la “falta de sensibilidad del Gobierno” con aquellos que no llegan a fin de mes y tienen miedo de perder su trabajo: “Las medidas económicas, lejos de frenar la inflación, están aumentándola, generando más pobreza, exclusión y malestar social”, expresó otro de los presentes.

Asimismo, hubo críticas al optimismo que los funcionarios muestran cuando hablan de la realidad del país, sobre todo porque “no coincide con la realidad objetiva que vive el ciudadano de a pie que tiene que alimentarse todos los días, viajar, pagar la luz y el gas”.

“Por más que el gobierno diga que la inflación está bajando, que se está recuperando el empleo, la realidad es que la mayoría de los argentinos no llega a fin de mes sin pedir dinero prestado, saltea comidas y vive con miedo a perder el empleo”, concluyeron en el cónclave.

Esto dio pie a la charla política. La discusión comenzó con una premisa que Sergio Massa suele utilizar: el macrismo y el kirchnerismo son dos caras de la misma moneda. Si bien insistieron sobre esto, también remarcaron que “entre los dos intentan echarse la culpa, como si se tratara de un diálogo de sordos, mientras en el medio quedan los argentinos y sus problemas sin resolver”.

Para contrarrestar esta posición, ambos partidos se definieron como una “oposición constructiva” que “aporta sensatez, cordura y sentido común al debate”. Y, casi respondiendo a las acusaciones que han hecho algunos funcionarios, advirtieron: “Estamos para aportar ideas y dialogar para llegar a acuerdos que beneficien a los argentinos. Estamos para cuidar el trabajo de la gente, las pymes y la industria nacional. No estamos para poner palos en la rueda. Nosotros miramos hacia adelante y pensando realmente en la gente”.

Comentarios
Cargando...