Prisión preventiva para el policía acusado de violar a un paciente en el Hospital de Hinojo

La medida cautelar fue dispuesta por un juez de Garantías. Detalles del caso

Jose Fabian Sotes / Diario El Tiempo de Azul

El presunto autor de este caso de abuso sexual agravado es un Capitán de la Policía de la Provincia que tiene 59 años. En la causa penal que se está instruyendo figura como víctima un joven que padece una patología psiquiátrica. Según lo investigado hasta el momento, a principios del mes pasado el efectivo de seguridad, mientras realizaba tareas de custodia en el centro asistencial municipal de la localidad olavarriense, cometió el hecho por el que ahora está preso.

La detención de un policía de la Bonaerense que está acusado de haber abusado sexualmente en un hospital de un paciente psiquiátrico fue convertida en prisión preventiva por el Juez de Garantías que interviene en la causa penal que se inició, un sumario que se tramita a través de una de las Fiscalías con asiento en Olavarría y que pertenece al Departamento Judicial Azul.


Voceros judiciales informaron que la medida cautelar fue dispuesta por el magistrado Carlos Villamarín e involucra a un efectivo de seguridad identificado como José Luis Enrique.


De 59 años de edad, el encausado había sido detenido durante los primeros días del pasado mes de julio, luego de que fuera denunciado por este caso que lo tiene actualmente en carácter de imputado y preso.


El hecho que se le atribuye, según lo investigado hasta el momento, había sucedido en el Hospital Municipal de la localidad olavarriense de Hinojo.
En ese centro asistencial se encontraba internado el joven de 26 años de edad que figura como víctima en el sumario penal que se sustancia.


Enrique, un capitán de la Policía de la Provincia de Buenos Aires que es oriundo de Olavarría y desempeñaba tareas en el CPR de la ciudad de Daireaux, había sido apartado de la fuerza por decisión de la Dirección de Asuntos Internos del Ministerio de Seguridad no bien fuera procesado y detenido por este hecho.


En la causa penal que continúa tramitando la fiscal Paula Serrano, el hombre figura acusado de abuso sexual con acceso carnal agravado por ser cometido por personal perteneciente a la fuerza policial, un delito que contempla penas que van desde los ocho a los veinte años de prisión.


Después de que resultara detenido, el efectivo de la Bonaerense había sido indagado en sede judicial y se negó a declarar.


Con diferentes elementos que a modo de pruebas han sido incorporados a esa investigación penal preparatoria, días atrás la titular de la UFI 4 con asiento en Olavarría había solicitado la prisión preventiva para el encausado, una medida cautelar a la que anteayer dio lugar el juez de Garantías Villamarín.

Violado en un hospital

Una enfermera que desempeña tareas en el Hospital Municipal de Hinojo se había convertido en la denunciante de este hecho que, según se menciona en la investigación penal que se está llevando adelante, ocurrió en horas de la tarde del pasado 3 de julio.


Cuando el paciente fue abusado sexualmente, el policía que ahora está preso se encontraba aquel día realizando tareas de custodia en el centro asistencial municipal de la localidad perteneciente al Partido de Olavarría.


Los testimonios incorporados a la causa, entre los cuales figura el del joven que resultara víctima, señalan que el efectivo de seguridad lo violó en un baño ubicado en cercanías a la sala del hospital donde, a causa de una patología mental que padece, se encontraba internado en ese entonces.


El propio joven, que desde marzo pasado permanecía hospitalizado, había contado que era habitual que mantuviera contacto con el policía que ahora está acusado de haberlo violado.


Cuando en el marco de la instrucción de la causa penal le fue tomada una declaración testimonial, la víctima señaló que luego de ser sometido sexualmente el efectivo de seguridad que ahora está preso le dijo que actuara como si nada hubiera sucedido.


Pero el comportamiento demostrado por el paciente, que inmediatamente después de que fuera abusado sufrió una crisis de nervios, puso en evidencia lo sucedido con él, aquel ya mencionado miércoles 3 de julio pasado en horas de la tarde, en el centro asistencial municipal con sede en Hinojo.


El mismo Juez de Garantías que ahora procesó con prisión preventiva al policía había sido quien ordenó la detención del encausado, una medida llevada a cabo el domingo 7 de julio que pasó en Olavarría.


Desde ese entonces Enrique está privado de la liberad y ahora su situación procesal se ha agravado, al haberle sido dictada anteayer en primera instancia la prisión preventiva como el probable autor de este caso de abuso sexual agravado.


“Conforme sostuve en oportunidad de disponer la detención del incuso, de la patología que presenta la víctima -esquizofrenia paranoide- no puede colegirse que el mismo se encontraba en condiciones psíquicas de consentir libremente la acción”, escribió con relación a lo sucedido el magistrado Villamarín en la resolución donde convirtió en prisión preventiva a la detención del Capitán de la Bonaerense.

Y en ese mismo fallo agregó: “El hospitalizado se encontraba medicado y su agresor, en una situación de poder sobre él, con características asimétricas y en un contexto de vulnerabilidad”.

El dato

Después de que resultara detenido, el Capitán de la Policía de la Provincia acusado de este caso de abuso sexual había sido llevado a la Seccional Quinta de Berazategui, ciudad ubicada en el conurbano bonaerense. Ahora, en la resolución donde le fue dictada la prisión preventiva, el juez de Garantías Villamarín ordenó que se lo traslade a “alguna de las unidades dependientes del Servicio Penitenciario Bonaerense” que disponen de pabellones para alojar a efectivos de fuerzas de seguridad que están procesados y privados de la libertad.

Comentarios
Cargando...