Estudio eseverri desktop movile

Caso Huaiquimil: «La Jueza ha puesto en una situación de indefensión a todo el cuerpo médico»

La frase corresponde al doctor Amadeo Papa quien realizó una fuerte defensa a los médicos que atravesaron un juicio oral y público tras la muerte de Lorena Huaiquimil.


En las últimas horas, vía redes sociales, el médico cirujano Amadeo Papa realizó un fuerte repudio a la decisión de la Justicia de condenar a la doctora Lucia Digonzelli al considerarla responsable de Homicidio Culposo por la muerte de Lorena Huaquimil.

Caso Huaiquimil: Condenan a una médica y absuelven a los otros dos

El médico realizó una fuerte defensa al accionar médico de los profesionales actuantes y apuntó con dureza al comportamiento de la Jueza Desiata y de la Fiscal Viviana Beytía.

«La condena para el asesino, fue de 4 años, por el » Homicidio en el grado de Tentativa», dejando en claro que si la herida fuera bien atendida en tiempo y forma se podría haber evitado la muerte.
Para los médicos actuantes se los enjuició y a una de ellas, Dra. Lucía Digonzelli residente de 1er. año, se la condenó a 6 meses de prisión en suspenso y 5 años de inhabilitación del ejercicio profesional, como «coautora de homicidio culposo», relata el cirujano apelando a la información conocida luego del fallo.

Luego inicia sus cuestionamientos «resulta por demás llamativo que las circunstancias en como ocurrieran los hechos, no fueran tenidos en cuenta, paciente alcoholizada y habiendo consumido drogas, violenta e ingobernable, que se niega a ser debidamente atendida, agrediendo a los médicos durante su precaria atención, que no quiso quedarse internada para ser observada, y evolucionada, para que se le pasaran los efectos de su intoxicación con alcohol y drogas, que permitiera a realizarse le estudios complementarios, control clínico y quirúrgico evolutivo hasta tener un diagnostico definitivo y realizarse el tratamiento correspondiente y/o el alta médica; Se fuga del hospital sin el consentimiento médico.»

Allí se pregunta «¿qué pretende la Jueza Cecilia Desiata y la Fiscal Viviana Beytía, que los doctores actúen como policías y retengan a la paciente contra su voluntad, y le impongan un tratamiento médico no consentido?» para luego volver a interrogarse «qué pasaba si a un paciente Testigo de Jehová se le realiza una transfusión contra su voluntad, seguramente la Jueza condenaría al médico, pero en este caso falló en sentido contrario, y catalogó el accionar médico como Homicidio Culposo y como COACUTORA, y condena a la médica porque tuvo » miedo de enfrentar a una paciente violenta» y no la retuvo.»

Para Papa «la jueza desconoce el entorno violento en las guardias hospitalarias y las agresiones a los profesionales de la salud por parte de pacientes y familiares». Agrega en su defensa a los médicos: «la policía que había traído a los heridos que eran varios, se fueron y no ayudaron al cuerpo médico a contener a la paciente, en ese entorno violento se puede obligar a una residente de 1er, años, que llevaba 4 meses de antigüedad y en la etapa de formación profesional, a atender a una paciente alcoholizada y drogada y a sus acompañantes en el mismo estado».

«La Jueza ha puesto en una situación de indefensión a todo el cuepo médico» y señala: «con este fallo ¿ qué médico u otro profesional de la Salud, puede actuar con tranquilidad y sin temor a una demanda judicial por la atención de un paciente problema que pone en riesgo su integridad física y no tiene manera de contener al paciente y su entorno, IMPIDIÉNDOLE ejercer su acto médico con el debido cuidado y pericia?», señala.

«Señora Juez, usted ha puesto en riesgo grave el ejercicio Médico de todo el sistema de salud. Ha puesto detrás de todo profesional el FANTASMA DE UN JUICIO INJUSTO, porque la profesión Médica es un servicio pro-positivo para el cuidado de toda la población, que Usted integra.»

«Señora Fiscal Viviana Beytía , a Usted también le caben estos conceptos, con el agravante que en su acusación y alegatos ha mostrado una agresividad y malicia contra los profesionales de la salud tratándolos al mismo nivel que el máximo delincuente, y al verdadero asesino con su espíritu Garantista solamente una sanción menor», sostiene.

Frente a esto señala: «tengo 45 años de profesión, he visto y pasado muchas situaciones injustas, he padecido un juicio malsano y prolongado, he sido vilipendiado y acusado durante 4 años por periodistas inmorales, pero ya pasaron. Siempre pensé que una sociedad que judicializa el acto médico le hace un daño tremendo a la Salud Pública, el servicio de salud en un servicio Noble, los médicos cuando juramos lo hacemos SIEMPRE en defensa de la salud, pero no somos Dioses, no somos infalibles, hacemos lo mejor posible con lo que tenemos. Pero la ley de la vida tiene a la muerte como su final, y ante ello, no somos infalibles. Servimos a la Gente, no nos servimos de la gente. Abracé esta profesión porque es la más noble que existe y si naciera de nuevo lo volvería a hacer. Me indigna que a través de una justicia servil e injusta, alguien se sirva de la enfermedad de un ser humano.»

«Solo espero que las máximas autoridades de la Salud Pública de Olavarría, rechacen públicamente este veredicto condenatorio de un Profesional de la Salud», finaliza.

Comentarios
Cargando...